Saltar al contenido

Dietas, comida y salud.

Mala comida mala vida.

Durante la época veraniega con la comida nos acordamos de lo que deberíamos haber hecho unos meses antes, pues lucimos más nuestro cuerpo, y nos preocupa mas nuestra imagen social, sea en vacaciones o en el trabajo o el ocio. Las dietas Hipocalóricas suelen ser las más recurridas aunque como todas, sólo funcionan si de verdad no nos queremos engañar.

De antemano quiero recordar que la alimentación sana y el ejercicio moderado y continuado son las mejores costumbres que podemos adoptar, junto con el seguimiento de un doctor facultativo, y este post no es un dictado de como hacer dieta, sino que quiere reflejar las que existen en la actualidad.

Mala dieta trabajando
Trabajadores comiendo en el suelo. Malos hábitos

La Dieta hipocalorica es todo regímen alimenticio que balancea las calorías consumidas teniendo en cuenta el consumo real diario de éstas por nuestro cuerpo en el esfuerzo real del trabajo, y las actividades en general. Por lo tanto, es muy importante conocer el estilo de vida del paciente, sus hábitos, su trabajo, si es sedentario o más activo, y como se desplaza diariamente. De esta manera podremos equilibrar mejor el consumo de calorías con su demanda diaria de energía. No olvidemos que el cuerpo humano es "como una máquina"; que funciona en base al combustible y desarrolla un trabajo en función del mismo.

Como toda máquina, la energía necesaria viene determinada por la fórmula simplificada siguiente:

E=T x t, donde E: Energía necesaria , para desarrollar T: un trabajo, en t: un tiempo determinado.  

Si nosotros no balanceamos esto correctamente, y por ejemplo, ponemos demasiado combustible para el trabajo de un día, se almacenará en nuestro cuerpo en forma de grasa. Es como reserva a consumir en mas "t" tiempo. El cuerpo humano es cíclico, y cada día hace "reset", de modo que si alteramos una parte de la ecuación, la otra se modifica. Es decir, si ponemos más comida de la necesaria, estos nos durarán más tiempo ( grasa).  Y por el contrario, si nos alimentamos poco, no conseguiremos estar todo el "t" tiempo necesario para cumplir con nuestra jornada al cien x cien.

Esto parece una obviedad pero como tantas cosas rutinarias las olvidamos con facilidad. Un ejemplo claro es la obesidad producida por la diabetes tipo II que a su vez, incrementa la glucosa en sangre, ya que la grasa acumulada impide a la insulina natural nivelar en sangre la cantidad, creando un ciclo retroalimentado que hay que atajar cambiando de estilo de vida y de hábitos alimenticios.

Efecto rebote.

Estas dietas, si no están acompañadas de los complementos mentales adecuados pueden acarrear el llamado efecto rebote.

Evidente es que la mejor dieta empieza en nuestra cabeza, en nuestra conciencia. La cabeza es la reguladora central de nuestro organismo, y tanto consciente como inconscientemente nos hace más equilibrados; siempre que no suframos depresiones, estress o afecciones psicológicas. Esto ultimo es muy importante pues ya lo decían los griegos, " mens sana y corpore sano". El efecto rebote por tanto se produce cuando nosotros dejamos de controlar todos los aspectos de la dieta, la mentalidad, el esfuerzo, la disciplina y la ingesta justa.

Dieta infantil
Los hábitos sanos deben enseñarse desde la Infancia

La vida de hoy día nos impide en cierto modo a comer sano; pues dedicamos poco tiempo a seleccionar los alimentos y a cocinarlos correctamente. Parece que es más importante a corto plazo cumplir con nuestro jefe que con nuestro cuerpo. Sin darnos cuenta que este ultimo nos debe acompañar toda nuestra vida; y debe estar perfecto para poder cuidar a los nuestros, y el jefe es algo pasajero. El prescindirá de nosotros cuando nuestra salud falle. No creo que haya que decir nada más sobre lo que compensa en la vida o no compensa; pero cada uno que valore sus principios.

Enlace curioso del día: Ingenieros chinos....

1 comentario en “Dietas, comida y salud.

  1. Pingback: La Alimentación de la Familia. - Cuestiones que la vida nos plantea.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

WordPress spam Bloqueado por CleanTalk.