Saltar al contenido

7

El alquiler a día de hoy es la opción mas demandada para vivir.

El alquiler  es hoy día la opción  que más fuerza está cogiendo entre las personas que se emancipan después de unos años de “convivencia” con sus padres, pero también de personas procedentes de parejas rotas por las desavenencias diarias de las que hemos hablado en este blog.

Las viviendas más demandadas.

anuncio estafa denunciado en la web Milanuncios.
Anuncio capturado en web.

Las hipotecas trampa, o el alquiler falso de las que hemos oído hablar estos años, con artimañas más o menos legales de las entidades bancarias has sido sustituidas por los piratas de las redes que colocan anuncios maravillosos, con fotografías de ensueño, con unos precios filtrados a la baja, y unos textos, que aunque algo mal redactados, nos invitan a llamar o escribir al “propietario” y seguir sus instrucciones.

Simplemente, antes los bancos cubrían una necesidad de estafables que querían comprar una propiedad para vivir aprovechando su magnifico sueldo de ferralla o camionero eventual, provocando toda una estirpe de desahuciados y empobrecidos trabajadores que al final han tenido que regresar al hogar paterno, esperando que se mueran sus padres para quedarse con la propiedad, o la subrogación de un alquiler de renta antigua de 100 euros al mes.

En este contexto, se inician como actores de poca monta pero sobradamente preparados, los agentes tóxicos de empresas que se dedican a expropiar bloques centenarios de pisos rehabilitarlos mediante “empresas” cargadas de trabajadores autónomos, que luego venden o alquilan a pedazos en web de inversión , o directamente se las sirven en bandeja a fondos Buitre para que las familias puedan ser parasitarias con las garantías del gobierno central.

Alquileres fraudulentos:

Fotografias de ensueño copiadas de revistas.

Cuando te decides a buscar alquiler para vivir solo o con tu pareja, o si procedes de un caso de malos tratos, o acusación falsa de lo mismo, empiezas a ver que en la red hay miles de anuncios; que luego sin embargo filtrando con un poco de coherencia te quedan apenas una docena de inmuebles; sin tener en cuenta las posibles estafas por internet.

Mafia organizada o individuos.

Hay una verdadera industria de la estafa del piso de alquiler. Grandes estafadores a los que nadie denuncia a pesar de haber sido víctima, o sin haberlo sido; caes en la cuenta de que la oferta de piso de 96 mts  con tres habitaciones en pleno centro al lado de tu trabajo ( que curioso), con metro, supermercado y parking gratis por 300€ no puede ser tan genial. Te das cuenta de que las mismas fotografías de ese anuncio aparecen en pisos de la misma web en canarias, Soria, Zamora, albacete y Madrid... que curioso, no?

Como evitar estos resultados:

estafa piso en milanuncios
Como denunciar una sospecha de estafa

Pues muy simple, aplicando el sentido común. A la hora de buscar piso de alquiler, confiar siempre en establecimientos profesionales del ramo con la acreditación de Agente de la Propiedad Inmobiliaria, a pesar de que nos fastidie pagar una comisión, o queramos hacer un trato de particular a particular.

piso alquiler barato y centrico
Bloques enteros a veces invadidos por estafadores

Si aun así nos queremos aventurar a ser nuestro propio asesor inmobiliario debemos filtrar las búsquedas en las redes sociales. Debemos evitar poner unos baremos de búsqueda absurdos como pisos de 300€, amueblados de lujo; y cosas que se caen de su propio peso.

Desconfiar de contactos muy brillantes que nos dicen ser ingenieros en el extranjero, médicos en otras provincias. O amistades de famosos que nos alquilan lujosos apartamentos; en los que hay que ingresar determinadas cantidades que luego de revisar la vivienda; se devolverán en caso de no ser de nuestro agrado la visita.

No es fácil revertir la situación.

alquiler piso económico
Dormitorio de un piso Estafa

Por que NI vas a ver el piso NI vas a volver a ver tu dinero. Son estafadores profesionales detrás de una pantalla legal como es delegar la gestión en empresas como AirBnB o Inmobiliaria General, que al mismo tiempo se han visto envueltas en estos líos denigrando su imagen, sin ser cómplices más allá de haber tratado algún caso particular al comienzo de esta vorágine de la captación de inquilinos.

Las oficinas de atención al consumidor de todas las grandes ciudades de España ofrecen información y defensa al consumidor. Pero cuando un individuo o familia ha firmado; o pagado alguna cantidad por transferencia es muy difícil que se recuperen las cantidades; pues a veces se firman documentos en los que  nos obligamos a respetar unas condiciones contractuales abusivas e ilegales. Por ejemplo, que lo ingresado para tener derecho a visitar el piso; se devuelve insitu en caso de que no nos interese el piso; cuando la persona que no lo enseña no lo hace. Nos promete que en 24horas nos harán la devolución por trasferencia bancaria....

Anuncios con trampa.
Anuncios en distintas ciudades mismas fotografías.

Por mucho que nos puedan defender las asociaciones de consumidores, si vamos picando en estos estafadores; no podrán recuperar nuestro dinero en la mayoría de los casos. Utilicemos el sentido común en todos los aspectos de la vida.

1

Los medios de comunicación son costosos y requieren de alguien que los financie.

La televisión es un medio de comunicación a un click de imagen y sonido, de emisiones en directo o en diferido, de mentiras y verdades, pero caro de mantener.

Hoy día no se podría concebir la televisión sin la publicidad, o una financiación gubernamental que evidentemente provoca una influencia de sus fuentes de información, y por lo tanto de sus contenidos. Pero esto también ocurre en las televisiones financiadas con medios privados, tanto por publicidad como por grupos de presión importantes, respaldados por fuerzas políticas, entidades financieras, empresas de los sectores más influyentes del IBEX35, etc etc... Ya nada es verdad ni mentira, todo es según desde el canal que se mira, desde que paradigma tenemos construida nuestra conciencia, nuestro ideario. Y luego está Internet:

Nuestros hábitos crean la web.

Trabajar la venta Online, es crear doble canal de ingresos.

Cuando navegamos por internet, nuestro terminal (ordenador, móvil, etc) va acumulando una serie de archivos en su memoria, para agilizar la navegación en próximas ocasiones, acortando los tiempos de búsqueda y centrando éstas en nuestros intereses más cotidianos. Éstas herramientas, que ya de por si, son utilizadas por los motores de búsqueda de todo el mundo para que nuestro móvil o pc sea parte de la red del Grande de manera colaborativa.

También son utilizadas para analizar nuestros gustos, nuestras necesidades más esenciales, y así facilitarnos las páginas que buscamos mucho más rápidamente.

Publicidad a la Carta

Imaginaos que vuestro TV smart mientras estáis en el salón delante de él, os "escuchase" y analizara la conversación, sobre que os vais de vacaciones, o que hay que ir a comprar alimentos, mientras redactáis la lista de la compra... y que por la información analizada, os filtrase los anuncios que van a poner en el corte siguiente de la serie o film que estáis viendo. Estamos tan acostumbrados a la tecnología que esto no nos parece demasiado extraño, verdad? Pues a día de hoy, eso es imposible en los canales de TV habituales ( No en YouTube, claro) y esa es la grandeza de la Red de Redes! Publicidad a la carta, misma web distintos contenidos para cada uno de nosotros, y Haces click, si quieres, si no, ahí lo tienes!

La antigua publicidad nos trataba como rebaño de ovejas.

Nada es Gratis en la vida.

Acostumbrados a usar internet de una manera "gratis" durante tantos años, en los que no había tanta publicidad ( ni tanto tráfico) tenemos que asumir ahora que la red de redes no es gratis. Todos los servidores, compañías de servicios técnicos, la energía eléctrica y espacio físico que todo esto requiere, es evidente que al igual que en la TV tradicional hay unos costes ( mucho más, pues hay mucho más personal creando contenidos) y estos costes hay que financiarlos.

La mejor manera, y más democrática ( pues así lo repartimos todos) es la Publicidad por internet. Publicidad si cabe mucho más útil y acertada a cada uno de nosotros, con un criterio casi personalizado, entre millones de personas el Gran GOOGLE sabe que a un determinado sujeto es aficionado a la pesca a mosca y a Arduino, a los soldados de plomo mezclados con el ciclismo, y las búsquedas se realizan casi instintivamente, en cada caso, antes de querer adquirir un bien en una tienda física, ya nos da toda la información por la web especializada, y  nos ofrece su servicio.

¿No te gusta la publicidad?

Click and collet
Venta física, cada vez menos márgenes.

Contra esto hay detractores que dicen que la red se ha convertido en un muro más donde colgar publicidad y negocios, que su fin principal era ese y que todos estos años de casi NO publi han sido un gancho. Click ! Nada más alejado de la realidad según mi opinión. La publicidad ahí estuvo desde el primer momento, desde que en los 90 nos regalaban el móvil GSM al comprar el pan, y desde que la gente se mataba en la carretera en los años 70 cuando el conductor de una familia completa se quedaba mirando esos grandes carteles de Marie Ricard, con esos deseados bustos oscurecidos tantos años por la censura, o en los medios de pago como son el periódico de papel, lleno de anuncios que para nada están personalizados a su lector, sino quizás a un colectivo que la redacción cree que es su corte demográfico.

Click And Collect

Llegados a este punto recuerdo una canción de mi juventud de un grupo musical que se denominaba "aviador dro" cuyo título viene muy al caso, " La Publicidad es nutritiva". La publicidad por tanto, se ha convertido en una herramienta que pone a nuestra disposición y de manera clara un sinfín de productos y servicios que bien gestionado puede llegar a ser el oro del siglo XXI y siguientes, el modo de vida de muchos habitantes del planeta, puede ser un medio de inserción laboral de muchas personas víctimas de la crisis mundial o de enfermedades generalizadas que han sido provocadas por los malos hábitos de alimentación que hemos implantado entre nosotros.